Los avales necesarios para créditos PYME

General -

Los avales necesarios para créditos PYME
0 votos

Toda empresa en algún momento de su ciclo de vida necesita un crédito. Los créditos bancarios son una herramienta muy necesaria para solventar deudas, crecer y implementar nuevos proyectos. Existen 2 tipos de aval al cual pueden acudir las Pymes al momento de pedir un préstamo económico. Uno es el Fogape obtenible a través de las SGR o Sociedades de Garantía Reciproca y otro es conseguir un Aval particular. Veamos en qué consisten, cómo operan, y los alcances que tiene cada uno.

financiamiento-pymes-aval

Qué es un aval

Un aval es un codeudor que asume la deuda del deudor principal en caso que este no pague el crédito. Los avales deben cumplir con los mismos requisitos de solvencia que los deudores, y estos se analizan al momento de evaluarse comercialmente en el banco la gestión del crédito.

La solvencia del aval, así como la del deudor, debe ser acorde al monto del crédito a solicitar. Por lo general se solicitan bienes raíces aparte de solvencia económica.

Derechos y deberes de un aval Pyme

Los avales tienen el derecho a reembolso, que significa que si llega el momento de tener que hacerse cargo de una deuda, puede ejercer el derecho de cobrar al deudor lo que tuvo que pagar al banco en su calidad.

Un aval tiene un deber irrenunciable, porque su obligación no se extingue si el acreedor o el banco no lo libera del compromiso de pago.

El Fogape para créditos Pyme

Las Pymes tienen la posibilidad de conseguir un aval particular, persona natural o jurídica o acudir a una Sociedad de Garantía Recíproca o SGR para obtener el Fogape o Fondo de Garantía para el Pequeño Empresario, que es una herramienta de ayuda para facilitar el acceso de las Pymes a todo tipo de financiamiento y leasing, apoyando con garantías complementarias para la empresa.

Para contar con la garantía o el aval del Fogape, las Pymes deben cumplir con algunos requisitos, como por ejemplo:

  • Tener ventas anuales que no superen las 25.000 Unidades de Fomento.
  • El Fogape cubre como aval hasta un 80% del financiamiento que obtiene la Pyme, con un tope máximo de financiamiento de 5.000 U.F.
  • En el caso de las empresas que exportan, la cobertura es también de hasta un 80% de 5.000 unidades de fomento.

  • El crédito puede ser para solventar gastos propios de la empresa, o para leasing.
  • El Fogape ayuda con un plazo de hasta 10 años para pagar la deuda, la que puede estar expresada en pesos, dólares o unidades de fomento.
  • Cuando la Pyme cuenta con la ayuda del Fogape, está en mejor pie para obtener financiamiento, ya que es un aval sólido y seguro creado específicamente para las empresas.

Las Pymes, cuando piden un crédito o leasing, casi siempre tendrán que presentar un aval, dependiendo de su situación comercial ya que las mas solventes no se verán en necesidad de tener uno y bastará con que deje alguna garantía propia, como un bien raíz por ejemplo.

Cuando no existen avales ni suficiente solvencia, las posibilidades de financiamiento bancario son escasas, acotándose las posibilidades a obtener un financiamiento informal con un alto costo en intereses. Aún así, este tipo de financiamiento es un buen salvavidas para muchas Pymes en mala situación.

sociedad-garantia-reciproca

google_ad_client = 'ca-pub-7281555672476976';google_ad_slot = '2672799686';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

¿Qué son las SGR?

Las Sociedades de Garantía Recíproca son un tipo de entidad que ayuda a facilitar el acceso a financiamiento a las empresas micro, pequeñas y medianas, siendo estas intermediarias que otorgan certificados de fianza, que son los documentos con los que las SGR avalan a las pymes frente a los bancos cuando van a pedir un crédito.

Las SGR se crearon el año 2007 con la Ley N° 20.179, y empezaron a funcionar en el año 2009. Actualmente hay 6 SGR operando en el país, y las puedes encontrar en la Asociación de Sociedades de Garantía Específica ASIGAR. Estas sociedades son:

  1. Logroaval
  2. Suaval
  3. Pymer
  4. Multiaval
  5. Avalchile
  6. Masaval

Las SGR no prestan el dinero, sino que previa evaluación de la pyme, la ayudan a garantizar a la pyme en sus créditos y las asesoran para reestructurar deudas y conseguir mejores condiciones de las que ya tienen en la banca, extendiendo los plazos, bajando las tasas o ayudando a obtener mayor financiamiento en monto.

Las SGR son como un aval, que se hace responsable ante los incumplimientos de pago de la pyme, lo que queda respaldado con el certificado de fianza que la SGR entrega al beneficiario. Ahora, ¿cómo se aseguran estas sociedades que la Pyme les va a pagar?, para eso la SGR exige una serie de requisitos a la pyme, los cuales deben ser menos exigentes que la banca, porque sino sería estar hablando una banca paralela.

google_ad_client = 'ca-pub-7281555672476976';google_ad_slot = '2672799686';google_ad_width = 336;google_ad_height = 280;

Los certificados de fianza son instrumentos respaldados por fondos reales y líquidos, clasificados por la Superintendencia de Bancos e Instituciones Financieras SBIF. Las pymes que obtengan este certificado de las SGR, deben firmar un contrato de garantía recíproca donde se establece bienes, garantías y derechos que tiene el beneficiario.  En estricto rigor, estas sociedades debiesen ofrecer un mecanismo más accesible que los tradicionales de la banca, apoyando así a las pymes en su labor de crecer en ventas y generar empleos.

Los avales necesarios para créditos PYME
0 votos

Los comentarios están cerrados.